Vacaciones en Atenas

Visita exprés a la cuna de la cultura occidental

Si eres fanático de la cultura griega o estás impresionado por una de las pocas estructuras que quedan en pie de civilizaciones antiguas en el bastión occidental, debes echarle una visitada a estos lugares con gran valor histórico, donde la vida económica, política y cultural del país converge de forma armoniosa. Replantea tus días de descanso y organiza tus vacaciones en Atenas.

Actividades y sitios turísticos

Si deseas ir de lleno a los monumentos, un recorrido por la Acrópolis de Atenas servirá como plato fuerte a esta experiencia. Esta es la zona que obtuvo mayor importancia en Atenas, ya que fungía como punto estratégico. Se ubica a 156 metros por encima de la altura del mar y desde allí se dominaba cualquier acción de la ciudad. Este era sitio de culto y los rituales religiosos y templos se llevaban a cabo en este lugar. Además, se puede divisar la Acrópolis desde varios puntos.

Aquí se encuentran el Partenón, visita obligatoria en tus vacaciones en Atenas, el templo de Atenea y el Erecteion, por mencionar algunos de los más importantes. Del conjunto arquitectónico que sigue en pie, El Partenón fue construido para albergar una imponente estatua hecha en honor a la Diosa Atenea en madera, marfil y oro. Este es referente principal del estilo clásico arquitectónico.

El Erecteion tiene mayor peso religioso ya que, según cuentan los mitos, fue allí donde la diosa hizo florecer el primer olivo de estas maravillosas tierras griegas. Este se comprende de varias galerías y la sur es la que destaca por sobre las demás. Estas contienen 6 columnas de aspecto femenino que sostienen la cubierta del templo que son solo copias de las originales que se encuentran en el museo de la Acrópolis. Este es un destino obligatorio en tus vacaciones en Atenas.

Aunado a estos sitios de culto, se puede visitar en la ciudad el famoso Ágora, que va a darle un toque especial a tus vacaciones en Atenas. El Ágora antigua era conocida por ser el lugar de reuniones sociales de los atenienses, la plaza donde convergían los seres cultos de la ciudad y aquellos que quisieran aprender de ellos. Muchos filósofos impartieron sus clases ahí, esparciendo su sabiduría que sería recabada miles de años después.

Pasando de lo espectacular a lo cotidiano, pero no menos hermoso, hay una variedad de barrios coloridos que pueden servir de respiro cultural. Está el llamado Plaka, el Monastiraki y el Anafiotika. Con cierto parecido de color, estos barrios parecen pequeñas ciudadelas, ya que se conectan entre sí con diversos pasadizos y pasillos.

 

In this article

Join the Conversation